Noticias Geniales

5 trastornos de conducta habituales en perros

Autor original "Ok diario"

Los seres humanos desarrollan trastornos de conducta y los perros también. El mejor amigo del hombre puede sentir miedo, ira, angustia y experimenta problemas psicológicos. Factores como la raza, el ambiente y las situaciones vividas, definen el comportamiento de nuestras mascotas. En algunos casos, los dueños deben realizar algunos cambios en el entorno para mejorar la situación  emocional de sus canes. El papel del cuidador será fundamental para generar una mejor calidad de vida. Etólogos y psicólogos especializados en esta especie ofrecen terapias que podrían ser de mucha ayuda.

Para ofrecer ayuda psicológica a un perro se deben reconocer los signos. Por eso, es importante saber cuáles y cómo son estos trastornos. En algunos casos, puede ser difícil identificar la situación de la mascota afectada. A continuación, te presentamos cinco de los trastornos más comunes en este animal.

Síndrome de abandono: un mal generalizado

Se estima que más del 40% de los perros domésticos sufren del síndrome de abandono. Este trastorno es básicamente un cuadro de ansiedad debido a la ausencia del cuidador por lapsos de tiempo relativamente prolongados. En estos casos, se habla de una situación de “hiperapego” que varía en intensidad. En un grado muy grave, el perro podría desesperarse al poco tiempo de no encontrar a su dueño en el hogar.Perro triste

Según los expertos, el síndrome de abandono se genera debido a un hecho traumático de alejamiento vivido por el animal. El destete temprano o el cambio repentino de entorno y grupo social pueden generar el trauma. En esta situación, los perros no logran encontrar su equilibrio emocional a falta de su cuidador. A este efecto se le conoce como homeostasis sensorial y en ella, el perro siente un miedo incontrolable.

En esta situación los perros lloran y pueden golpear las puertas del hogar pensando que así pueden encontrar a sus familiares humanos. Esos dos síntomas permiten identificar con claridad el trastorno de conducta. Es posible que ladren, se orinen o defequen en áreas comunes.

Trastornos de conducta caninos: estrés post-traumático

Los perros pueden registrar cambios de comportamiento a partir de eventos traumáticos. De hecho, el síndrome de abandono podría considerarse como parte de este fenómeno. En principio, la mascota afectada puede mostrar algunos cambios de conducta drásticos y repentinos.

Posteriormente, esos episodios se convierten en conductas más recurrentes. Por supuesto, este tipo de estrés puede llevar a situaciones difíciles y también al desarrollo de otros trastornos.

Un trauma puede ser generado por abandono, desastres naturales o  algún episodio de violencia. Cuanto más tiempo pase el miedo se consolida como una situación cotidiana. Esto afecta tanto el aprendizaje como la calidad de vida de la mascota.Perro mira por la ventana

Los perros también sufren de depresión

Los estados de tristeza y desánimo prolongados también afectan a los canes. Los motivos de la depresión son violencia recibida, cambios ambientales o de rutina bruscos, así como la muerte de un miembro familiar. El perro deprimido se aleja, duerme mucho, es apático y tiene la cola decaída. En realidad, se trata de un cambio radical a partir de un hecho que afecta al ejemplar.

A su vez,  este estado puede generar efectos físicos negativos y enfermedades al animal. Un perro deprimido puede sufrir desórdenes alimenticios que le lleven a la desnutrición o generen otras enfermedades.

La depresión puede llevar a los perros a la muerte. En ocasiones, los ejemplares somatizan su estado anímico lo cual puede degenerar en la aparición de enfermedades físicas graves. Si el animal deja de comer y beber agua también complica su salud por autoflagelación.

La esquizofrenia canina parece existir

Algunos estudios experimentales parecen comprobar que la esquizofrenia en los animales es posible. En resumen, este es un trastorno que afecta la forma de pensar y relacionarse por parte del animal. Como ocurre en los humanos, tiene que ver con una desconexión de la realidad motivada por múltiples factores.

Se piensa que el perro esquizofrénico evidencia su condición a partir de comportamientos inexplicables. Por ejemplo, el can podría ladrar a la pared sin motivo aparente. Un comportamiento violento repentino también podría ser evidencia de esquizofrenia.

Se debe tener mucho cuidado pues un perro con esta enfermedad puede tornarse peligroso. En estos casos, podría ser necesario el uso del bozal y hacer la consulta con un especialista.

Las fobias: entre los trastornos de conducta más comunes

Las fobias son miedos irracionales a un hecho o cosa específica. Por lo general, son la consecuencia de un evento traumático que marca al animal. En realidad, un perro puede tornarse totalmente nervioso y hasta dependiente a partir de una fobia.

Un perro con fobia está paralizado, tiembla y desarrolla una vida totalmente insana. Otros síntomas son babeo excesivo, llanto, taquicardia y respiración agitada. Entre los trastornos de conducta, este es uno de los que más puede afectar la dinámica familiar.

En la actualidad, existen tratamientos experimentales para mejorar la situación psicológica de los perros. También se puede tratar de abordar el problema a partir de adiestramientos especializados. En todo caso, es importante procurar la psiquis de tu mascota antes de que sea muy tarde.

Continúa leyendo este artículo en "Ok diario"